Blog en jornada(s) de reflexión

19/05/2011  

Sí, desde hace días. Es lo que tiene que el sistema, ése ante el que somos tan “anti” (como han dicho por ahí, es él el que es anti-nosotros), te deje tan pocas opciones útiles a la hora de ir a votar.

También se hace difícil en medio del ruido de los que no se enteran de qué va la cosa y todavía dicen que no se quiere ir a votar o que es mejor votar en blanco; de la cantidad de desinformación interesada aderezada con conspiranoias varias (principalmente a la derecha, que se tenían que sacar el palo del culo de una vez); aprovechamientos políticos diversos pero no menos interesados (principalmente a la izquierda, que ahora han descubierto que siempre han defendido esto que se exige a pesar de haber apoyado o ser parte integrante del problema durante décadas); medios de comunicación tradicionales (éstos nos tienen rodeados) que cabrean bastante cuando hacen como que hablan del que ahora llaman movimiento 15-M (tenían que ponerle una etiqueta idiota, como a todo); en fin, una amplia panoplia de procesos distractores que tratan de dificultar mantener la cabeza clara.

Veremos qué pasa el 22, aunque la verdad es que yo ya estoy contento viendo a todos los que participan de la misma mierda tan descolocaos. Ya era hora de tener una alegría en política :)

Por cierto:

Artículo 21.

1. Se reconoce el derecho de reunión pacífica y sin armas. El ejercicio de este derecho no necesitará autorización previa.

2. En los casos de reuniones en lugares de tránsito público y manifestaciones se dará comunicación previa a la autoridad, que sólo podrá prohibirlas cuando existan razones fundadas de alteración del orden público, con peligro para personas o bienes.

Constitución Española de 1978.
facebooktwitterredditlinkedintumblrmail